unique visitors counter
martes, febrero 27, 2024

Los perdones de impuestos

POR: RODOLFO ACEVES JIMÉNEZ

A propósito de las débiles finanzas públicas mexicanas, a las que se le suma el precio del dólar en más de 20 pesos, se cierne una nueva crisis para el Gobierno Federal, cuando se divulga el escándalo conocido como #PapelesDeSHCP

Este nuevo escándalo económico consiste en perdonar grandes montos en adeudos fiscales como, por ejemplo, Casas Geo de Luis Orvañanos que no paga impuestos y, además, el Servicio de Administración Tributaria (SAT) le perdona 4,437 millones de pesos (mdp) por multa, según una investigación del Centro de Análisis e Investigación FUNDAR.

Las incongruencias alcanzan a la encarcelada Elba Esther Gordillo, que mientras el sistema político mexicano la tiene recluida en un penal, la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) le perdona 67 mdp a su empresa, en un festín de amigos del poder político en turno.

El problema de perdonar impuesto consiste, en que la cuerda se rompe por lo más delgado, y día a día el Gobierno Federal incrementa el Saldo Histórico de los Requerimientos Financieros del Sector Público –la medida más amplia de la deuda del país– que del 36.4% del Producto Interno Bruto (PIB) pasó al 50.5%.

En 2014 FUNDAR aseguraba que los créditos cancelados ascienden a 322,000 mdp y poco más de 400,00 mdp en créditos condonados, con casos en el que un sólo deudor tiene créditos fiscales por 28,000 mdp; por otra parte, entre 200 personas, físicas y morales, debían al fisco el equivalente al gasto en salud de ese Ejercicio Fiscal.

Para 2015, el SAT aceptó otorgar algunos perdones para adeudos. Así fue que, de un total de 7,108 empresas, 607 dejaron de pagar 48,421 millones 396,507 de pesos. El resto fue perdonado por 2, 423 millones 754,879 pesos.

Es posible que en 2015 se repita el mismo escenario que en 2014 y encontremos a ayuntamientos, obispos, figuras del espectáculo, políticos y periodistas, principalmente quienes, abusando de su influencia política, el SAT les perdone sus adeudos.

En los impuestos que han pasado a ser créditos fiscales que han sido cancelados o condonados, el SAT obra de manera tendenciosa, ya que no involucra a ninguna de las más de 150 empresas emisoras que cotizan en la Bolsa Mexicana de Valores, como por ejemplo, Grupo Televisa quien en abril del 2013 fue sujeto de una condonación de 3,334 millones de pesos (mdp), empresa que además de la condonación fiscal, es posible que sea sujeto de otros beneficios o perdones en el cobro de servicios públicos, como en el servicio de energía eléctrica, -su principal insumo-, o quizás en impuestos estatales o municipales.

En el 2009 cuando la Auditoría Superior de la Federación (ASF) presentó el informe “Áreas de Opacidad y Riesgo en el Estado Federal Mexicano, Oportunidades de Mejora, 2009”, arrojaba por ejemplo, que en el 2006, 50 grandes contribuyentes, -entre empresas de la industria automotriz, productos fotográficos, panificadoras, acereras, tiendas departamentales y de autoservicio, e instituciones financieras-, pagaron 74 pesos de Impuesto sobre la Renta (ISR) y 67 pesos por Impuesto al Valor Agregado (IVA) entre el 2000 y el 2005, en promedio, entre otras barbaridades.

Por estas razones es que la baja en la recaudación fiscal se constituye como una fuente de corrupción pero también de obtención de recursos económicos, ya que mientras la SHCP presenta un presupuesto al Congreso con una reducción de alrededor de 200,000 mdp en áreas sustantivas y administrativas de la administración pública en todo el país, nuestro país obtiene el 9.5% de ingresos tributarios, cuando el promedio de países de América Latina es del 18.4%, con cifras de la Organización para la Cooperación y Desarrollo Económicos (OCDE).

Una barbaridad e incongruencia.

@racevesj

Artículos relacionados

Stay Connected

3SeguidoresSeguir

Lo último

Ankara Escort
porn