Tras larga pausa, Ayotzinapa avanza: hallan nuevas pistas

267

Familiares de los 43 normalistas de Ayotzinapa recibieron avances de la investigación que se realiza para saber qué pasó en realidad la noche del 26 de septiembre cuando desaparecieron sus hijos en Iguala, Guerrero.

Padres y madres se reunieron este jueves 5 de marzo con funcionarios en Palacio Nacional, al concluir el encuentro el subsecretario de Derechos Humanos, Alejandro Encinas, informó que el lunes pasado fueron encontrados seis restos en las inmediaciones de Cocula, los cuales fueron enviados a la Universidad de Innsbruck, en Austria, para su análisis.

Tres de dichas pruebas fueron halladas en una barranca del ejido de Cocula, y el resto en la zona conocida como Jesús de Nazaret, en Tijerillas, aledañas a Iguala.

El subsecretario aseguró que diario se va derrumbando la llamada «verdad histórica», expuesta por el entonces procurador de justicia Jesús Murillo Karam, la cual, aseguró, fue construida con base en la tortura y la simulación.

Indicó que todavía no hay tiempo definido para la evaluación de los restos, pues será definido por la Universidad de Innsbruck; sin embargo, aseguró que cuando estén los resultados se harán públicos.

Insisten en Zerón y Murillo
Los padres de los normalistas de Ayotzinapa solicitaron al Gobierno federal la intervención de la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) de la Secretaría de Hacienda para que investigue al ex procurador general de la República, Jesús Murillo Karam; así como al exdirector de la Agencia de Investigación Criminal, Tomás Zerón de Lucio, y ex presidente municipal de Iguala, José Luis Abarca Velázquez, y a su esposa María de los Ángeles Pineda Villa.

Vidulfo Rosales, abogado de los padres, indicó que se solicitó a la Fiscalía General de la República (FGR) que investigue e implemente sanciones contra los responsables de construir investigaciones irregulares, así como también contra los policías federales y municipales de Huitzuco y Tecocuilco por los delitos de desaparición forzada y tortura.

Además, exigieron que giren nuevas acciones penales contra las personas que ya fueron liberadas y contra quienes podrían a estar próximos a ser liberados involucrados en la desaparición.

Rosales señaló que nuevamente solicitaron que el Ejército entregue la información necesaria para las investigaciones, pues hasta el momento no está fluyendo.

La noche del 26 de septiembre de 2014, los 43 jóvenes fueron detenidos por policías municipales y entregados a integrantes del cártel de las drogas Guerreros Unidos, quienes presuntamente los asesinaron e incineraron sus restos en un vertedero de basura, según la versión oficial del gobierno del entonces presidente de México, Enrique Peña Nieto.

Investigadores independientes descartaron la posibilidad de que fueran incinerados los cuerpos y el actual Gobierno mexicano, que preside Andrés Manuel López Obrador, reabrió las investigaciones.

Acuerdo en papel
El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, firmó este jueves un acuerdo con la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) y la Fiscalía General de la República (FGR) para esclarecer la desaparición de los 43 estudiantes de Ayotzinapa ocurrida en septiembre de 2014.

«Firmamos un acuerdo con el fiscal general, Alejandro Gertz, y el presidente de la SCJN, Arturo Zaldívar, para trabajar juntos en el propósito de esclarecer y hacer justicia en el caso de los jóvenes de Ayotzinapa. No solo es razón de Estado, sino de nación», escribió López Obrador en un mensaje en Twitter.

Firmamos un acuerdo con el fiscal General, Alejandro Gertz y el presidente de la SCJN, Arturo Zaldívar, para trabajar juntos en el propósito de esclarecer y hacer justicia en el caso de los jóvenes de Ayotzinapa. No solo es razón de Estado, sino de naciónhttps://t.co/giloLcxyGX pic.twitter.com/ECNhUP8oEO

— Andrés Manuel (@lopezobrador_) March 5, 2020
El texto del acuerdo se publicó acompañado por una fotografía de López Obrador con Gertz Manero, Zaldívar, la secretaria de Gobernación, Olga Sánchez Cordero y el subsecretario de Gobernación, Alejandro Encinas.

En el «Convenio de colaboración que celebran el Poder Ejecutivo Federal, la Suprema Corte de Justicia de la Nación y la Fiscalía General de la República para el esclarecimiento de los hechos del caso Ayotzinapa» se establecieron tres compromisos .

El primero realizar y colaborar en todos los actos que resulten necesarios para el debido esclarecimiento de la desaparición de 43 estudiantes de la Escuela Normal Rural «Raúl Isidro Burgos» y la muerte de seis personas, incluyendo a tres normalistas mejor conocido como el caso Ayotzinapa.

El segundo habla de reparar las violaciones cometidas a los derechos humanos de las víctimas, en concordancia de los principios de un correcto acceso a la justicia y al conocimiento de la verdad a la que tienen derecho todos los mexicanos.

Y en el tercero se apunta que se dará seguimiento de manera puntual y permanente al caso para no dejar en el olvido los hechos derivados del mismo, y en su oportunidad hacer del conocimiento de la sociedad la verdad.

El presidente López Obrador se reunirá con los padres de los estudiantes desaparecidos el próximo el 6 de abril.