Por misoginia, piden a diccionario de Oxford cambiar definición de ‘mujer’

168

La petición realizada a través de la plataforma change.org ha sido firmada por más de 30 mil personas.

Más de 30 mil personas han firmado una petición dirigida a la editorial Oxford University Press para que modifique en sus diccionarios la definición, sinónimos y ejemplos de la palabra «mujer», luego de percatarse de que se vale de términos misóginos para definirla, tales como «perra» y «sirvienta».

​La petición se realizó a través de la plataforma change.org por Maria Beatrice Giovanardi y la puedes firmar aquí. La carta solicita tres modificaciones específicas:

«Eliminar todas las frases y definiciones que discriminen y sean condescendientes con las mujeres y / o denoten la propiedad de las mujeres por parte de los hombres.
Amplíe la entrada del diccionario para «mujer».
Incluya ejemplos representativos de minorías, por ejemplo, una mujer transgénero, una mujer lesbiana, etc.
En la carta de la petición también se expresa la diferencia que usa la Academia para referirse a hombres y mujeres; por ejemplo, en una de las acepciones que le dan al término «hombre» dice: “Persona con las cualidades asociadas a los hombres, como la valentía, el espíritu o la dureza”.

En cambio, las definiciones para «mujer» aparecen modos de uso como: “Una mujer a la que se le paga por limpiar la casa de alguien y realizar otras tareas domésticas”.

El diccionario de Oxford también utiliza el término «perra» («bitch» en inglés) como referente de la palabra «mujer», lo que también causó la petición de las modificaciones.

“Perra no es sinónimo de mujer. Es deshumanizante llamar perra a una mujer. Es sólo un triste, aunque extremadamente dañino, ejemplo de sexismo cotidiano. Y eso debería explicarse claramente en la entrada del diccionario utilizado para describirnos ”, se lee en la petición de cambio.
La carta dirigida al diccionario de Oxford también expresa las inquietudes sobre la influencia de la institución en la educación escolar, tanto física como a través de Internet, por lo que resulta urgente hacer las modificaciones pertinentes.

«Es la fuente con licencia de Apple y Google, es decir, el diccionario en línea más leído del mundo”, puntualizan.