Partidos políticos comienzan ruta rumbo a las elecciones 2021

187

Los partidos políticos de oposición se dicen listos para comenzar negociaciones con miras a un frente opositor en el 2021, para más de 21 mil 368 cargos en disputa.

«Llevamos un año en pláticas», afirma a La Silla Rota Marko Cortés, presidente nacional del PAN. «Hemos estado platicando con el PAN desde hace tiempo», confirma Ángel Ávila, de la dirigencia colegiada del PRD. Sólo Movimiento Ciudadano hizo una declaración el martes rechazando la idea… de momento.

(Foto: Cortesía PRD)

También en Morena buscan alianzas. Este jueves el partido del presidente López Obrador, junto con el Partido del Trabajo y el Verde, darán una conferencia de prensa mixta con sus dirigentes nacionales.

Dentro de un año habrá una nueva Cámara de Diputados (500 legisladores), 15 nuevos gobernadores, mil 924 alcaldes, mil 63 diputados locales en 30 estados, un total de 21 mil 368 puestos de elección popular en juego.

Hoy, las gubernaturas que habrán de renovarse dentro de un año, están distribuidas así: 8 del PRI (Campeche, Colima, Guerrero, San Luis Potosí, Tlaxcala, Sinaloa, Sonora y Zacatecas); 4 del PAN (Baja California Sur, Chihuahua, Nayarit y Querétaro); más Nuevo León (independiente) y Baja California (Morena).

Te puede interesar
LSR-

Cámara de Diputados convoca a extraordinario por T-MEC

Con el claro objetivo de arrebatar a Morena la mayoría en el Congreso, la oposición irá con todo. Hasta hace medio año no existían; o al menos esa fue la percepción de políticos y politólogos que delinearon a la 4T en dos frases: un gobierno sin contrapesos ni partidos de oposición, pero con algunos intentos del PAN por mostrarse como una oposición política real, como reportó La Silla Rota el 31 de diciembre de 2019.

Te puede interesar
LSR-

La oposición, desinflada de cara al 2020

Para esa fecha nadie contaba con la emergencia sanitaria por el coronavirus que terminó por dividir al sexenio del presidente López Obrador en un antes y después de la pandemia, al caer su aprobación de 67 puntos en febrero, a 44 en mayo.

«Ya vienen las elecciones el año próximo. ¿No están de acuerdo con lo que estamos haciendo, quieren que regrese el régimen de corrupción, de privilegios, de injusticias? Pues a votar para que se regrese al pasado, para que se vuelva a lo que había. ¿No están de acuerdo y quieren seguir impulsando la transformación? También adelante, vámonos, pero ese es un voto», dijo en Chiapas el presidente Andrés Manuel López Obrador el pasado 4 de junio pasado.

Por eso todos apuestan que el 2021 no será cualquier año en términos electorales. Sabido es que toda elección intermedia -que equivale a la renovación del Congreso en la Cámara de Diputados-, define el final de cualquier gobierno en su último trienio de administración. Y siempre es más fácil allanar el camino con una mayoría legislativa favorable, que con una mayoría opositora.
¿Qué se vota el próximo año?

Habrá elecciones en los 32 estados del país. En 15 se elegirá gobernador con sus respectivos alcaldes y legisladores locales; en 13 se votará por ayuntamientos y diputados locales; y en dos más, ediles y -de nuevo- diputados locales.

Por eso Morena sabía ya que, pese a la popularidad del presidente, debía prepararse para el 2021; pero no pudo avanzar por los conflictos internos por su dirigencia. El 25 de febrero (tres días antes de reportarse el primer deceso por covid) el diputado Pablo Gómez, en entrevista con La Silla Rota, así lo expresó. «Morena va a seguir siendo el partido mayoritario del país en la próxima elección. Ningún partido está en condiciones de tener más votos por sí solo que los que pueda llegar a tener Morena. Pero ese no es el punto: el problema de Morena es cómo va a quedar la cámara», dijo.

«En el país seguirá habiendo gubernaturas de distintos partidos, es imposible que un partido gané todas las gubernaturas. Y eso para Morena tampoco es un objetivo político, el objetivo político es la mayoría en la Cámara. Si la gente entiende o llega a captar la importancia que tiene la mayoría absoluta, Morena puede recibir un apoyo que refrende la mayoría en la Cámara; de lo contrario, pues las cosas se van a poner difíciles en el país porque como a cómo están ahorita los opositores -que no quieren cooperar-, yo creo que las cosas se pondrían un poco complicadas», advirtió.

– ¿Intervendrá el presidente en las elecciones del 2021?, se le preguntó.

-Andrés Manuel no se va a meter, es un compromiso. Lo hemos hablado con él en corto y en largo. El tema forma parte de las reuniones que hemos tenido como grupo parlamentario con él. No se va a meter en la campaña intermedia de diputados ni en la de gobernadores, aunque lo van a acusar de estar metido. Pero él tiene mucha que la gente lo respeta y tiene mucho apoyo popular.

Y remató «Morena no es un partido en el sentido tradicional; Morena es más un movimiento, que un partido. Tratar de convertir en este momento a Morena en un partido es un desatino, esa es mi opinión. Porque hoy nos encontramos con fenómenos en los cuales hay dirigentes-programa, dirigentes que encarnan la combinación entre un programa alternativo y una crisis profunda. Es lo que fue Lula, Chávez, Cristina Kirchner, Evo. Es lo que es Andrés Manuel, Trump y Bernie Sanders».

Tres meses y medio después de esta entrevista ¿Preocupa el 2021 al mandatario federal? ¿Debería preocuparlo? Dos datos responden la pregunta. El primero, un video publicado el 7 de junio de una reunión privada que el presidente sostuvo con su gabinete y en el cual se refirió a la oposición como «los conservadores muy desquiciados, no hay que confrontarlos tanto o confrontarlos, pero hablar despacito… no es lo mismo mandarlos a Palenque», refiriéndose de manera indirecta a «La Chingada», el nombre de su hacienda en Chiapas.

Y el segundo, su denuncia -dos días después- del Bloque Opositor Amplio (BOA) que, afirmó, busca evitar que Morena gane de nueva cuenta la mayoría en el Congreso.
BOA o no BOA, habemus coalición de partidos

Marko Cortés, dirigente nacional del PAN, dice a La Silla Rota: «En un año millones de mexicanos alzaran la voz y votaran por un cambio, por un nuevo rumbo para México… para que una nueva mayoría en la cámara de diputados re conduzca la política económica y establezca acciones frente a las crisis que ha ocasionado el gobierno federal».

??Te invitamos a ver las #7delPAN para que te enteres de las acciones más relevantes de nuestro partido. pic.twitter.com/hNhAtBNIuS
— Acción Nacional (@AccionNacional) June 16, 2020

-Vamos a crecer en el número de diputados federales, vamos por más de 250 diputados federales para que en México pueda haber debate y discusión y qué México no sea un país de un solo hombre.

– ¿Por cuántos diputados van?, se le pregunta toda vez que hoy su bancada solo tiene 78.

– ¡Por muchos! 251 en una lógica de construir una nueva mayoría opositora qué debe integrar Acción Nacional y todos los demás partidos que auténticamente sean opositores, por separado o de manera conjunta cada quien jugando con su logotipo.

– ¿Y ustedes solos por cuántos diputados van?

-Vamos a incrementar, es lo que te puedo decir.

– ¿Todavía no tiene estos cálculos?, se le pregunta

-Sí los tenemos, pero son cálculos internos. Morena va cayendo en la aceptación y la preferencia electoral de manera permanente porque ha venido cometiendo muchísimos errores.

(Foto: PAN)

Sus alianzas, enlista, estarían en cuatro estados donde no son partido relevante. «Michoacán donde PRD es gobierno, pero nosotros también tenemos fuerza y son 12 distritos federales electorales. Baja California, particularmente Tijuana, donde hay un buen candidato para la presidencia municipal y diálogos serios para cuatro distritos. Veracruz con PRD en varios distritos; también en CDMX y en la alcaldía Benito Juárez iremos solos».

En Nayarit, dice, buscan un distrito con PRD y en el caso de alianza con Movimiento Ciudadano, 20 distritos de Jalisco más otros dos de Colima. Y destaca que en 2019 su papel como oposición fue relevante en tres de las seis elecciones registradas.

– ¿Se adelantó a usted el martes 16 de junio al anunciar su llamado a aliarse?, se le pregunta.

-No, desde el año pasado les comenté (a los dirigentes de otros partidos) con puntualidad el interés caso por caso: que debemos buscar en distritos específicos, muy concretos y puntuales, donde podamos para llegar ganar. E ir solos en lugares donde la suma pueda llegar a ser la diferencia para tener un diputado más para esta mayoría opositora.
Morena debe perder: PRD

Morena debe perder, así lo dijo su dirigente Ángel Ávila. «En la cámara diputados se necesita que Morena pierda la mayoría para que no siga haciendo daño con el tema de sus iniciativas al país. Creo que cuando el Ejecutivo tiene el control de Legislativo, se pervierte toda la democracia».

Con una bancada de once legisladores, el joven líder del partido apuesta que el próximo año conservarán su registro y se reposicionarán como alternativa por el mismo argumento del PAN: los errores del presidente. «Su proclividad al autoritarismo, la soberbia a llevar a este país hacia la regresión desgraciadamente, tengo que decirlo, nos ha dado la razón. Somos optimistas porque habrá mucho ciudadano decepcionado las elecciones del 2018. AMLO ha perdido 30 puntos de su popularidad y la gente buscará una alternativa y será nuestra labor convencerlos. Esa es nuestra oportunidad como oposición».

(Foto: Cortesía PRD)

Su anzuelo político se dirige a varios temas: «la defensa de la democracia, del medio ambiente, de los pueblos indígenas, la agenda municipalista y defensa de las mujeres, entre otros». Y agrega «tranquilamente vamos a conservar el tema del registro, México necesita contrapesos democráticos… la gente va a decidir si quiere que regresemos o no a esos contrapesos».

En torno a la alianza, expresa: «Será la próxima dirección del PRD en agosto la que tendrá la última decisión». Y precisa «hemos estado platicando con el PAN desde hace tiempo, no es una iniciativa del ellos sino una coincidencia; la idea es que de los 300 distritos vayamos con ellos en 75, es decir el 30 por ciento de las candidaturas y los 225 vamos con candidato propio. Pero de esos 75 queremos que 25 sean candidatos del PAN, 25 del PRD y 25 candidatos propuestos por organizaciones de la sociedad civil». Y señala que aquí caben los afectados por la 4T: indígenas, feministas, médicos y científicos entre otros.

Pero ni el PAN ni el PRD hablan de Movimiento Ciudadano ¿Por qué? La Silla Rota solicitó una entrevista con Clemente Castañeda para hablar del tema, pero no se recibió respuesta.

Sin embargo, el mismo 16 de junio que Marko Cortés su intención de aliarse, Clemente Castañeda, senador y coordinador nacional de Movimiento Ciudadano, declaró a los medios: «En Movimiento Ciudadano no creemos, al día de hoy, que la alternativa para el 2021 sea la formación de bloques, un escenario de polarización al que quiere llevar el presidente de la república».
«Nos tienen sin cuidado»

Alfonso Ramírez Cuéllar, dirigente de Morena, también está optimista. «Lo que ellos hagan -dice en referencia a la oposición- la verdad nos tienen sin cuidado. Simple y sencillamente con que todos respetemos la estabilidad e institucionalidad, con eso».

Con 254 diputados federales afirma que en 2021 obtendrán los mismos resultados que en 2018. «Vamos a ganar el Congreso, claro que sí. Tenemos la certeza que tendremos mayoría también en los 30 congresos locales donde se van a elegir los diputados de cada entidad federativa. Quizá tengamos una competencia cerrada en alguna gubernatura donde están cerradas las preferencias; en Querétaro estamos uno a uno. Pero en las otras estamos totalmente en condiciones muy favorables, una ventaja muy grande», pero no ofrece números.

El exdiputado federal señala que en lugar de meterse en la vida interna de la oposición «estamos haciendo nuestro trabajo, mañana vamos a dar a conocer los primeros pasos de una alianza con el Partido del Trabajo y el Partido Verde, para mostrar la solidaridad que todos tenemos con el presidente de la República».

– ¿Cómo enfrentarán la baja en su popularidad por la pandemia?

-Pues esa es tu opinión, pero sabemos que él va muy arriba. Estamos con el apoyo mayoritario todavía, dice sin ofrecer mayores datos.

– ¿Intervendrá el presidente en las elecciones del 2021?

-El presidente no está interviniendo para nada, él está guardando un respeto absoluto en todo este proceso y lo que no queremos es que se vuelva a repetir el esquema de partido de Estado. Ha sido totalmente respetuoso de la vida interna y las decisiones que tomamos dentro de Morena.

– ¿Usted llegará al 2021 como presidente del partido?

-Nosotros vamos a cumplir con la sentencia del tribunal; sólo estamos esperando el banderazo de salida para realizar los eventos que tenemos programados.

(María José Pardo)