En movimiento discreto, descongelan 151 mdd a la UAEH

57

PACHUCA.- Recientemente, y tras una súbita, pero discreta resolución de un juez, a la Universidad Autónoma del Estado de Hidalgo (UAEH) le fue levantado el congelamiento de cuentas bancarias que se le mantenía desde 2020 por una investigación sobre presunto lavado de dinero y desvío de fondos.

En ese sentido, Roberto Rock, en su columna Retrato Hereje, que publicó este domingo en El Universal, asentó que fuentes citaron que funcionarios de la Fiscalía General de la República (FGR) buscaron impugnar tal resolución e incluso solicitaron audiencias judiciales hasta en cinco ocasiones, “a lo que el juez se negó”.

Lee más en LSR Hidalgo: PAN y Morena en Hidalgo pagarán 50.7 mdp por sanciones

Además, hasta el momento se desconoce si la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF), ahora bajo el mando de Pablo Gómez Álvarez, presentó un recurso similar, pues el plazo para controvertir la decisión venció el 17 de mayo pasado y ya no existiría posibilidad de cambiarla.

Refirió que las cuentas fueron descongeladas desde la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV), y tras la acción, en unos cuantos días el dinero fue retirado; “se esfumó hacia un destino hasta ahora desconocido”,

En la columna que tituló “Hidalgo: ¿Sobrevivirá la Sosa Nostra a Morena?”, señaló indicios que apuntaban hacia su sobrevivencia, incluso a un resurgimiento, ya que “en días pasados este grupo obtuvo una victoria hasta ahora discreta, que tendrá los efectos de una bomba de profundidad”.

ASÍ FUE EL BLOQUEO
En mayo de 2020, y tras detectar actividades irregulares del entonces presidente del Patronato de la UAEH, Gerardo Sosa Castelán, la UIF bloqueó seis cuentas bancarias por un monto de 151 millones de dólares, lo que desencadenó una oleada de impugnaciones por parte de la máxima casa de estudios de la entidad.

Al respecto, se conoció que el ente de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) investigaban al grupo denominado como la “Sosa Nostra” ante supuestas actividades irregulares desde 2019 y por lo que fue justificado el cerco financiero por dicho monto.

Tal cifra era resguardada mediante un aseguramiento de la FGR que conduce Alejandro Gertz Manero, y que si bien, estaba a nombre del Patronato garza, era vinculada con las supuestas actividades de Sosa Castelán a partir de una sofisticada triangulación de cuentas bancarias en diversos países.

Además, fue la segunda ocasión que la UIF, antes encabezada por Santiago Nieto Castillo, bloqueó cuentas a la UAEH; siendo la primera en febrero de 2019 a petición de la Administración para el Control de Drogas (DEA, por sus siglas en inglés) por una investigación por “lavado” de activos.

Asimismo, destaca que en ese marco Sosa Castelán fue detenido el último día de agosto de 2020; aunque en febrero de este le fue autorizada la prisión domiciliaria, que le resultó propicio para desarrollar cabildeo político, en especial durante las recientes campañas.