Alcoholímetros no deben ser recaudatorios

362

Cuernavaca, Morelos 8 de junio 2018 (WDC).- José Luis Urióstegui, candidato independiente a la presidencia municipal de Cuernavaca, expuso que el alcoholímetro debe ser una medida de prevención de accidentes, “y no un mecanismo cuyo único objetivo sea allegarse de recursos económicos como ocurre actualmente en varios municipios”.

El independiente participó en un “ejercicio democrático” convocado por la Cámara Nacional de Comercio (Canaco) de Cuernavaca, donde señaló que la implementación del alcoholímetro deberá estar aparejada con programas que pongan en marcha los empresarios del ramo.
“Estoy de acuerdo (con esta medida) porque ayuda a salvar vidas, a evitar daños materiales y a que gente inocente no sea víctima de quien conduce ebrio”, expuso, tras agregar que “los empresarios han dicho que si el Ayuntamiento aplica el alcoholímetro ellos van a dejar de vender y no es así”.
Agregó Urióstegui que los propietarios de establecimientos con venta de alcohol deben ser los más interesados en cuidar la vida y el patrimonio de sus clientes, por lo que deben aplicar programas como el “Conductor Designado”, contratar transporte privado para que la persona alcoholizada sea llevada a su casa y su vehículo se quede resguardado en el propio bar o discoteque.
En cuanto al tema de seguridad, el candidato, quien ha sido director de la Policía Municipal de Cuernavaca, procurador de Justicia del Estado y subsecretario de gobierno, propuso modificar el actual modelo policial que concentra el mando en una sola persona, por lo que de ganar la alcaldía hará gestiones para que la policía vuelva al municipio.