Podrían ser despedidos más de 800 trabajadores de Jiutepec

69

*.- Como venganza del edil saliente

CUERNAVACA, MORELOS 10 DE JULIO DEL 2018 (WDC).- Se incrementa el conflicto en el municipio de Jiutepec como resultado de la derrota de José Manuel Agüero Tovar en la pasada elección del primero de julio, y donde intentaba reelegirse como edil, puesto que ahora amenazó con correr a más de 800 trabajadores que al parecer fueron obligados a participar durante su campaña política electoral.

Lo anterior fue denunciado por el presidente municipal electo de la coalición “Juntos Haremos Historia”, Rafael Reyes Reyes, quien condenó este tipo de prácticas y criticó que haya ofrecido mucho a la ciudadanía para que ganara cuando sabía que muchas cosas no las podría cumplir como lo es la recolección de basura gratis.

Por ello, adelantó que una de las primeras acciones que realizará será la práctica de una auditoría para saber en qué condiciones le dejarán las arcas del Ayuntamiento para poner orden, al tiempo de señalar que no permitirá que haya impunidad en casos que puedan ser constitutivos de algún delito.

Rafael Reyes, conminó a las autoridades salientes a ser prudentes y evitar más conflictos de los que ya se han registrado porque todo ello derivará en problemas para la administración que él encabezará.

Confió por esta razón que no se trata de un revanchismo político por parte de José Manuel Agüero Tovar porque de serlo, sería una acción de suma irresponsabilidad y más, porque estaría lastimando a la sociedad que decidió darle la espalda y no votar por su proyecto que encabezó en la elección del pasado uno de julio.

El alcalde electo de Jiutepec de MORENA, PES y PT, anunció que confía que durante el proceso de entrega-recepción se lleve a cabo de manera clara y transparente con el único fin de conocer en qué condiciones dejan la administración municipal que tiene como acción prioritaria, atender las demanda de la sociedad en general.

Por ello, comentó que habrá una comisión especial durante el proceso de entrega-recepción, en la que espera no haya nada extraordinario porque se trata de caminar por la vía pacífica y con total transparencia por el proceso democrático que recientemente concluyó, además de recordar que tratará de cumplir con los compromisos que contrajo durante sus actividades de proselitismo político.